lunes, octubre 30, 2006

El nuevo contrato

La semana pasada leí en una revista de Creade (proveedor externo) un artículo sobre el nuevo contrato elaborado a partir de un informe del Centre of Creative Leadership. Resumiendo el nuevo contrato decía algo así:

“Las organizaciones sobreviven en un entorno con cambios muy rápidos y profundos. Un nuevo tipo de relación se ha establecido entre estas y sus empleados. Hemos seleccionado los elementos más importantes de este nuevo contrato.

Te exigimos un trabajo duro y apreciaremos tus aportaciones pero no somos capaces de ofrecerte garantía alguna sobre la duración del empleo.

A pesar de esta inseguridad – no podemos asegurarte el trabajo de por vida- estamos interesados en que cultives y desarrolles habilidades que, evidentemente, serán de utilidad para nosotros pero que al mismo tiempo pueden ser tu activo principal si surgiese la eventualidad de tener que prescindir de ti.

Estamos muy interesados en atraer y retener al talento. Por tanto, mientras estés con nosotros, añadiendo valor, te propondremos invertir en tu desarrollo. Nos esforzaremos en ofrecerte oportunidades de desarrollo. Sabemos que el éxito de nuestra organización depende también de tus aportaciones, por lo que en la medida en que seas capaz de desarrollar habilidades y conocimientos se minimizará el riesgo de que decidamos prescindir de ti.

Un elemento importante de éxito se basa en un compromiso personal en tu crecimiento y desarrollo. En este aspecto, es importante señalar que consideramos tu crecimiento y tu carrera como responsabilidad tuya.

Mientras estés con nosotros, deseamos que participes activamente de nuestra visión corporativa y esperamos, de tu parte, un esfuerzo entusiasta hacia nuestros valores compartidos y objetivos laborales y tu compromiso para ofrecer a nuestros clientes los mejores productos y/o servicios. Paralelamente, recibirás un salario adecuado al valor de tu contribución.

Somos conscientes de que este no es probablemente el tipo de contrato que tú esperabas y el que tradicionalmente ofrecíamos a nuestros empleados. Sin embargo, creemos que es el resultado de una refección concreta y justa de la realidad de las circunstancias de hoy en día. ”

¿Qué os parece? ¿Firmaríais este contrato?

¿Qué sucedería a partir de hoy lo entrego a cada persona que contrato en la empresa en dónde trabajo?

Etiquetas:

2 Comments:

At 12:52 p. m., Anonymous Sonia said...

Bueno Pablo, que alegria que vuelvas a escribir, me han encantado tus ultimos blogs, todos han sido muy interesantes. Respecto a este en concreto te diria que la verdad no hace falta que lo ponga el contrato, los 'recien llegados' al mundo laboral sabemos que firmamos esto en cualquier empresa, hoy en dia se nos exige mucho, que seamos ese trabajador ideal del que ya has hablado, a cambio de mas trabajo y de que si consigues tus objetivos te exigan alguno mas, algunos incluso a esto lo llaman motivar. Para mi falta entendimiento y comunicacion tambien para esto, de cada persona se consigue mas de una manera diferente, porque no somos todos iguales.
Tal vez las empresas deberian preocuparse mas de entender y conocer a sus empleados para sacarles mayor rendimiento sin exprimirles. Esto debe ser imposible con un alto numero de empleados...bueno tampoco existira nunca la empresa ideal...besos y sigue contandonos cosas!

 
At 3:41 p. m., Blogger JORDI ASSENS said...

Hola Pablo, este contrato casi igual lo explicaban hace más 7 años a los nuevos contratados de Miniwatt pues estaba escrito en el manual de management development de Philips. Su cara era de sorpresa total, pero después entendían que era un buen trato. Ahora que han cerrado, algunos que he visto después agradecen la honestidad con la que se les acogió. Al irse eran mucho mejor profesionales y dieron un empujón a sus carreras
Saludos

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home