martes, marzo 21, 2006

Resultados 360 grados


Ya tengo mi evaluación 360 grados. La verdad es que ha salido bastante bien. ¿Y ahora qué?

Ahora a verla y reverla con mucho cuidado, con mucha ilusión, compartirla, hablarla, pensar sobre ella y vuelta a pensar. ¿Y después qué?

Ahora en serio. Un comentario interesante que me ha hecho una persona cercana:

Hay un sesgo (positivo) debido a las personas que he escogido. He escogido personas con las que me siento cómodo, al menos en los colectivos en los que tenía elección como son clientes, colaboradores, etc. Es verdad que jefes (ya son más de uno) son lo que son, y compañeros de equipo son los que son.

Pero el caso es que no he elegido aquella persona con la cual no hablo normalmente, o no tengo la confianza para pedir que participe en la evaluación. Pero el caso es que esa persona si pertenece a mi entorno de trabajo.

Por lo que hay un sesgo positivo.

Otra reflexión, derivada de otra conversación, es que la evaluación 360º esta bien para hacerla de forma puntual. Tengo la sensación (nunca lo he vivido) que hacer la evaluación 360º de forma permanente (cada año) sirve para que tu equipo / jefe / compañeros te diga (princpalmente) lo que no le gusta y después esconda la mano.

El problema es que te lo dice por escrito y a escondidas. ¿Cuál es el objetivo que se busca al proponer la evaluación? Si el objetivo es tener una foto fija de que es lo que opina tu entorno… entonces bien. Pero si el objetivo es el desarrollo profesional entonces hay que hacerlo con comunicación y tiempo. El desarrollo profesional implica tiempo y conversación.

Y después están mis conclusiones personales corroborar mis puntos fuertes, volver a fijarme en las áreas de mejora, comentar con mis compañeros los resultados (lo más valioso), y seguir trabajando por mi desarrollo y por el de los demás.

Etiquetas: ,

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home